En septiembre, los argentinos retiraron u$s 5.250 millones del sistema bancario

El Banco Central informó que en la última semana del mes se estabilizó la salida de depósitos en dólares y también en pesos.

Los depósitos en dólares siguieron en septiembre la fuerte caída de julio y agosto. De acuerdo al Informe Monetario que presentó este lunes el Banco Central, los argentinos retiraron de sus cuentas bancarias 5.250 millones de dólares, un 19,7% de los que había un mes atrás.

«Los depósitos en dólares del sector privado finalizaron septiembre en un nivel de US$21.380 millones. Tras alcanzar tasas de caída superiores al 3% diario durante los últimos días de agosto y los primeros días de septiembre, el retiro de depósitos en dólares se redujo a valores diarios cercanos al 0,4% del stock hacia finales del mes bajo análisis».

Y aunque el Banco Central destaque que hacia fin de mes se suavizó mucho el retiro de depósitos, lo cierto es que lo que en la comparación mensual fue poco lo que se contrajo la salida de dólares en relación a los 5.450 millones de dólares que los argentinos retiraron de sus cuentas bancarias en agosto, en especial a partir del 12 de agosto.

Esta salida tuvo un impacto acotado en las reservas, destacó el Banco Central, gracias a que: «Las entidades financieras atendieron el retiro de depósitos en dólares principalmente con saldos en cuentas corrientes que mantenían en el BCRA y con el cobro de parte de los préstamos en dólares. La liquidez bancaria en dólares se mantuvo en niveles elevados, al promediar el 50,6% de los depósitos en esta moneda, con una mayor proporción de efectivo que en meses previos».

En todo septiembre se perdieron 6.030 millones de dólares de las Reservas.

El informe también destacó que se estabilizaron los depósitos en pesos en septiembre, aunque destacó que «Influyó en esta dinámica el comportamiento de los Fondos Comunes de Inversión (FCI), en especial los FCI de money market, que revirtieron la caída patrimonial observada en agosto. La recuperación de los depósitos por parte de las prestadoras de servicios financieros y del resto de personas jurídicas, compensó la disminución en las colocaciones de personas físicas a lo largo del mes.

«Los FCI también influyeron en la evolución de los depósitos en cuenta corriente. A partir del 17 de septiembre, el BCRA modificó la forma en que determina la tasa de interés que paga por los pases que realiza con los FCI, la que pasó a fijarse en un valor equivalente a 0,7 de la tasa de pases pasivos de 1 día de las entidades financieras en el BCRA. En la práctica, este cambio significó un aumento de la remuneración de los pases para los FCI y un traslado de fondos desde depósitos en bancos comerciales hacia pases en el BCRA. Al término de septiembre, los FCI mantenían un saldo de pases de $85 mil millones. El monto total de los depósitos en cuenta corriente remunerada más el saldo de pases con el BCRA se mantuvo relativamente estable con respecto al mes anterior», agregó el Banco Central. 

Comentarios

Comentarios