Liverpool le ganó un juicio a la marca que lo viste y se asegura un negocio millonario

El Liverpool ganó una batalla judicial contra la marca deportiva New Balance, lo que le elimina el obstáculo para su lucrativo acuerdo con Nike, que le vestirá desde la campaña 2020-2021.

Un tribunal falló a favor del campeón de la última Champions League, al que New Balance, marca que le viste desde 2015, demandó por incumplimiento de una cláusula de su contrato, que en opinión de la empresa le permitía la renovación del mismo si igualaba la oferta de su competidor.

Finalmente la justicia estimó que el Liverpool no estaba obligado a seguir con New Balance aunque igualara la oferta de Nike: «El Liverpool FC no está obligado a firmar un nuevo acuerdo con New Balance», sentenció el juez.

El Liverpool apuesta por Nike, que le supondría una cantidad entre 80 y 90 millones de dólares por año, mientras que el acuerdo actual con New Balance le reporta unos 50 millones de libras.

Además, la nueva etapa con Nike abre la puerta al Liverpool para nuevos mercados y le permitiría colaboración con «superestrellas del deporte e influencers» como el basquetbolista LeBron James, la tenista Serena Williams o el rapero Drake.

 

Comentarios

Comentarios