Juicio por el homicidio del odontólogo Prodolliet: Pidieron prisión perpetua para los acusados

La fiscalía y la querella pidieron hoy prisión perpetua para Emanuel Alexis Velázquez (31 años) y Claudio Ezequiel Lara (30), por considerarlos coautores del delito de homicidio criminis causa del odontólogo Samuel Eduardo Prodolliet. El argumento fue que lo mataron para facilitar y consumar el delito de robo y para procurar la impunidad (art 80 inc. 7 del C.P.).

Las defensas, en cambio, aceptaron que los imputados estuvieron en la madrugada del 14 de marzo del año pasado en la vivienda de la víctima, pero dijeron que no pudo probarse cómo y quién lo mató. Por lo tanto, arguyeron que no hay una conexión ideológica entre la muerte y el robo. Por eso pidieron que sean condenados por homicidio en ocasión de robo y solicitaron una pena de 12 años de prisión para los dos.





En la quinta y última jornada del juicio oral y público –una menos de las previstas– solo se escucharon los alegatos de las partes. El Tribunal de Audiencia, conformado por la jueza María José Gianinetto y los jueces Federico Pellegrino y Marcelo Pagano, dará a conocer la sentencia el 7 de mayo del corriente a las 12 hs. La misma será subida directamente al sistema.

Los fiscales María Verónica Campo y Guillermo Komarosky dieron por acreditado que Velázquez y Lara ingresaron a la casa desde una obra en construcción lindante con la intención de robar. De hecho, indicaron, terminaron llevándose dos celulares, una mochila y algo de dinero de la cartera de la esposa de Prodolliet.

Aseguraron que en esas circunstancias se encontraron con la resistencia del odontólogo, que primero se trenzó en un forcejeo con el más bajo (Velázquez) y luego también con el más alto (Lara), cuando este entró corriendo al dormitorio y ambos cayeron al suelo. En ese forcejeo y en esa caída fue que la víctima recibió siete heridas, una de ellas mortal, con dos cuchillos diferentes. Por eso el Ministerio Público Fiscal habló de una coautoría.

La fiscala y el fiscal remarcaron que la intención primaria fue la de robar, porque le reclamaron insistentemente a la esposa que les entregara dinero y, al final, se terminaron llevando 1200  pesos de la cartera de ella. También remarcaron que los acusados cuando vieron que Prodolliet estaba tendido en el piso y sin poder moverse,  solicitaron el dinero a la esposa de la víctima de manera insistente.

Campo y Komarosky le dieron vital importancia a los relatos de Marcela Masmas, la esposa del odontólogo y querellante en la causa, y su hija menor, por ser los únicos testigos directos. También valoraron los aportes del médico forense, Rubén Bocchio, acerca de la autopsia, y las conclusiones acerca de las pericias realizadas en armas, en calzados y en una gorra y los estudios genéticos en manchas de sangre.

El abogado de la querella, Néstor Mariano Sánchez, alegó en una línea similar a la de la fiscalía y también pidió que los imputados sean condenados a prisión perpetua por homicidio criminis causa.

Los defensores públicos Alejandro Caram y Héctor Alberto Freigedo alegaron en representación de Velázquez y Lara, respectivamente. Ambos reconocieron que sus defendidos estuvieron en el lugar, es decir que ingresaron al domicilio de Prodolliet con intenciones de robar, pero indicaron que no pudo probarse con la certeza que se requiere en esta etapa del proceso, quién o quiénes mataron al odontólogo.

Por eso fue que expresaron que, si son condenados, lo sean por homicidio en ocasión  de robo y no por homicidio criminis causa ya que quisieron robar, pero no matar a Prodolliet para lograr impunidad. Y  solicitaron una pena de 12 años de prisión y no perpetua como lo solicitaron la fiscalía y la querella. 

Comentarios

Comentarios