Futbolista pampeana jugará en la Primera División de AFA

La futbolista pampeana Lourdes Loza se convirtió en refuerzo, de cara a la próxima temporada, del Deportivo Español, equipo que milita en la Primera División del fútbol femenino de la Asociación de Fútbol Argentino (AFA).

La delantera, oriunda de Anguil y con pasado en Estadio Municipal, tendrá su primera oportunidad fuera de la provincia luego de varias pruebas en diferentes clubes que funcionan bajo la órbita de AFA. Desde hace algunas semanas ya se entrena en Buenos Aires.





Es uno de los proyectos futbolísticos más importantes del femenino pampeano. Pasó por frustraciones, se sintió discriminada por ser la única mujer en jugar al fútbol con edad de infantiles y hasta llegó a abandonar la práctica. Después de dos años volvió, representó a la provincia en los Juegos de la Araucanía 2019 y en el Torneo Patagónico de Fútbol Playa, y hoy sueña con el debut en primera, publicó el diario La Arena.

«Primero fui a Ferro de Caballito y, según lo que me dijeron, me querían pero a partir de junio», comentó Lourdes. Allí apareció el accionar de su representante, quien la había visto jugar y le había propuesto diferentes pruebas en clubes de Buenos Aires. «Marcelo quería que juegue lo antes posible en cancha de once para ir fogueándome», agregó.

En ese momento, contó Loza, tenía dos oportunidades abiertas: Junín y Deportivo Español. «Fuimos a Junín y quedé. Estuve tres meses entrenando y, como la segunda división no comenzó, volvimos a hacer el contacto con Español porque, además, está en Primera División», dijo.

«Necesitaban una 9. Vine hace un mes y tuve buenos resultados. Jugué amistosos, por suerte pude generar algunos goles y brindar asistencias. Luego hicimos un partido de entrenamiento entre nosotras y creo que al técnico le cerró la ficha», sostuvo.
«Me llamaron luego del entrenamiento a la oficina del Presidente. Ahí me dieron la noticia de que me iban a fichar», dijo esperanzada de poder realizar su debut lo más pronto posible.

Entrenamientos y diferencia

«Acá entrenamos todos los días al 120 por ciento», dijo Lourdes aún sorprendida por la calidad de los ensayos. «Son muy buenos los entrenamientos y muy distintos a los que se realizan en La Pampa y en Junín», comentó.

Además, la futbolista pampeana destacó la exigencia de cada práctica y las diferentes técnicas de entrenamiento. «Son muy distintos. En primer lugar terminamos muy cansadas. Acá hay otro tipo de juego, hay mucho avance con respecto a La Pampa», argumentó. «En nuestra provincia vas a encontrar algunas jugadoras que recién arrancan y tal vez le cuestan parar la pelota u otras cosas básicas», sostuvo.

«La Pampa es amateurismo puro y la que sabía parar la pelota, se destacaba un poco más. Acá no te destacas porque esto está en camino a la profesionalización. Hay un nivel muy alto», sumó.

Agregó que vive en la pensión que tiene la institución junto a otras 10 jugadoras del club. «Facilita un montón de cosas porque no tengo que gastar nada, ni siquiera en viajes por entrenamos acá en el predio», se explayó.

«No es fácil»

El fútbol femenino pampeano se desarrolló, hasta el año pasado, en modalidad de fútbol 7 u 8. Con la participación de la Liga Cultural como organizador de los próximos torneos (frenado por la pandemia), el femenino se encamina al fútbol 11.

«Es tremendo el proceso que lleva la adaptación a la cancha grande. Los partidos que tuve de fútbol 11 fueron recién en La Araucanía (2019)», sostuvo. «Miro mucho fútbol porque mirando y analizando se aprende mucho», dijo la ahora delantera del Deportivo Español. «Venía de jugar de volante, pero me probé como 9 por mis características», sumó.

«Me fue bien en las pruebas y arranque a foguearme en Sarmiento que me enseñaron un montón de cosas porque es complejo el fútbol 11», agregó.

Los principales cambios, confió la delantera, tienen que ver con las dimensiones de la cancha y la posición adelantada.

Con respecto a su posición en el campo de juego, Lourdes Loza sostuvo que es delantera con mucha movilidad. «Me gusta aguantar y salir a las bandas a buscar la pelota. Me cuesta soltarme tal vez un poquito, a veces hay mucha presión, pero estoy en ese camino», dijo ilusionada por desempeñarse de buena manera en el conjunto bonaerense.

«En un proceso»

«Lo que estoy viviendo ahora es un proceso para llegar a mi sueño», estimó Loza. «Mi gran sueño ahora es debutar en primera y representar a mi país. Es un proceso, esto es una vidriera muy grande para todas», dijo. De hecho algunas jugadoras de su nuevo equipo integraron los planteles del seleccionado argentino.

Ese proceso comenzó en Anguil a los 5 años. «Cuando era chiquita jugaba en el barrio con mis vecinos que luego me invitaron a entrenar en Anguilense», comentó. «Me gustó el club y entrené hasta los 12 años jugando torneos y Liga Cultural en infantiles», sumó.

El quiebre se dio a sus 12 años que la obligaron a frenar su carrera por el lapso de casi dos años. «No me dejaron jugar más porque era mujer y era la única que jugaba en el club. Me costó asimilarlo», comentó.

Luego formó parte de un equipo femenino de su pueblo natal y participó de varios torneos provinciales y nacionales. Luego Marcela Castro, directora técnica de Estadio Municipal, se contactó con la futbolista para sumarla a las filas de su equipo.

«Estuve cuatro años en Estadio. Es un equipo que trabaja con seriedad y es el que más disciplina tiene», argumentó.

«Siempre soñé con esto, me frustré, me sentí discriminada porque no me dejaban jugar por el simple hecho de ser mujer, pero yo tenía todo muy claro», concluyó la futbolista pampeana que se apoyó en su confianza y su familia para levantar la cabeza y perseguir su sueño.

Comentarios

Comentarios