lunes 15, agosto, 2022, Eduardo Castex, La Pampa

La inflación de julio fue del 3%

La inflación desaceleró por cuarto mes consecutivo en julio, al marcar un 3%, el menor registro desde octubre de 2020, según informó este jueves el INDEC. De esta manera, en lo que va de 2021 los precios minoristas aumentaron 29,1%, lo que implica que ya se superó la inflación proyectada para todo el año, según el Presupuesto 2021. Alimentos y Bebidas se aceleró al 3,4% mensual y terminó arriba del promedio. En términos interanuales, la inflación fue del 51,8%, la variación más alta desde que arrancó la pandemia.

Por su parte, la inflación núcleo que no tiene en cuenta factores estacionales ni los precios regulados bajó 0,4 puntos porcentuales con respecto a junio y se ubicó en 3,1% mensual. Los precios estacionales aumentaron hasta 4,9% mensual, explicado por las subas en verduras y en servicios turísticos y de recreación por las vacaciones de invierno. En cuanto a los precios regulados, aumentaron el 1,4% mensual contra el 3,2% de junio.





«Un buen dato es que la inflación núcleo registró el aumentó más bajo desde septiembre del año pasado, lo que permite proyectar que más allá de efectos estacionales o de precios regulados, la inflación está cediendo. En agosto seguramente perfore el 3%», le dijo a Ámbito, Claudio Caprarulo, economista de Analytica.

En la variación por divisiones el mayor aumento lo registró Restaurantes y Hoteles con el 4,8% seguido por Salud con el 3,8%, y luego con Alimentos y Bebidas no alcohólicas con el 3,4%. Las menores variaciones fueron para Transporte con el 2,3%, Prendas de Vestir y Calzados con el 1,2% y Comunicación con el 0,4%.

“El 3% muestra que es bastante difícil perforar el 3% mensual porque en julio Hoteles y Restaurantes tuvieron mayor actividad por las vacaciones de invierno y ya aumentaron 4,8% los precios. En agosto estará el aumento de las prepagas que es del 9% y la inercia inflacionaria como en alimentos que no baja del 3%. La perspectiva es que la inflación termine el año cercano al 50% si continuamos a este ritmo. Se desaceleró respecto a marzo, pero estamos llegando a un límite para perforar el 3%” le dijo a Ámbito, el economista Jorge Neyro.

Por su parte, el economista Federico Glustein, en diálogo con Ámbito analizó: “La inflación muestra una leve desaceleración mes a mes desde el pico de marzo de este año que fue de 4,6% y el 3% es consecuencia de un ancla en términos reales de las tarifas y del tipo de cambio oficial, que aumenta al ritmo cercano al 1%, sosteniendo en parte los incrementos a los productos importados y algunos nacionales con componentes medio punto por debajo del índice general”.

En cuanto al rubro Alimentos y Bebidas aumentó 3,4% mensual, 0,2 puntos porcentuales más que en junio y hubo un comportamiento mixto. Se destacó el menor incremento en los precios de carnes y derivados y pan y cereales, mientras que se registró un mayor aumento en verduras e Infusiones.

«Como esperábamos se mantiene la tendencia declinante en la inflación, entre otras cosas por el atraso en las tarifas y el tipo de cambio. En agosto seguramente perfore el 3%. El problema es que aun así se mantiene en porcentajes muy elevados y lo que es más preocupante es que el aumento en el precio de alimentos y bebidas no cesa y se acelera, en julio fue 3,4%, y mantiene una leve aceleración desde mayo», indicó a Ámbito, Claudio Caprarulo, economista de Analytica.

Y amplió: «Sin cambios de tendencia en el precio de los alimentos, el impulso del gasto público que está haciendo el gobierno, por ejemplo, con el bono a los jubilados, pierde poder de impacto. En particular en zonas donde hay una concentración muy grande de la pobreza. Por caso, en julio en el gran buenos aires el precio del aceite aumentó 4,6%, lo fideos secos 3,6%».

«Los servicios subieron por encima de los bienes por primera vez en 8 meses y había pasado unicamente dos meses en el 2020. Dentro de los servicios están los privados y los públicos, como estos últimos están congelados, esto implica que los servicios privados estuvieron muy por encima de los bienes en el mes. En un contexto en el que, por un lado hay una reapertura de partitarias que impacta en los precios de los servicios privados, y el menor ritmo de apreciación del tipo de cambio oficial impacta en los bienes, es que empieza a haber esta diferencia. En la interanual los servicios están al 38% y los bienes en torno al 57%. Esto se podría achicar en los próximos meses», le dijo a Ámbito Agostina Myronec, analista de Ecolatina.

El último Relevamiento de Expectativas de Mercado (REM) del Banco Central, había adelantado que la inflación minorista de julio estaría en torno al 3% mensual. Las consultoras relevadas en el REM estimaron una inflación para todo el 2021 del 48%. Esto implica 11,9 puntos porcentuales más que el 36,1% registrado en 2020.

En cuanto a la proyección de lo que podrá suceder los próximos meses, Glustein opinó: “A sabiendas que estamos cerca de las elecciones, con las renegociaciones de las paritarias en torno al 45% anual, con una suba de las transferencias del BCRA al Tesoro y una mayor emisión, con mayor cantidad de dinero en la calle y una disminución de las restricciones en comercios y circulación, es probable que los números de agosto ya cambien la tendencia bajista y vuelva a superar el 3% mensual nuevamente y comience un rally alcista, haciendo llevar la inflación por encima del 40% interanual para 2021”.

«El 3% mensual es una buena noticia porque se viene desacelerando, pero la interanual tiene un número muy alto. Si bien estamos proyectando una desaceleración en el segundo semestre (en torno al 3%) respecto al primer trimestre que estuvo en el 4%, en la suba interanual no se va a ver una desaceleración muy importante, ya que proyectamos un 48% para fin de año. A pesar de que la descaceleración continuaría va a implica una suba marcada en el cierre del año», amplió Agostina Myronec, analista de Ecolatina.

Comentarios

Comentarios

Telebingo_14agosto_lateral