sábado 20, julio, 2024, Eduardo Castex, La Pampa

Penales polémicos e incidentes en Castex: “Lo que pasó no fue fútbol”, dijo Sánchez

«Esto no es fútbol, lo que pasó no fue fútbol. Eso es otra cosa y no es deporte. Porque cuando te vas de una cancha con una sensación de que te perjudicaron de manera sistemática, ya no es fútbol», reflexionó ayer el presidente del Club Jorge Newbery y viceintendente de Rancul, Juan Marcos Sánchez, al referirse a lo ocurrido el domingo en Eduardo Castex, donde su equipo perdió 2-1 ante Estudiantil en un partido polémico y que terminó con algunos incidentes. «Encima, cuando nos retirábamos una chica empezó a insultar a nuestra delegada y se generó un tumulto de más de 50 personas, donde en un momento la policía nos apuntó con un arma», relató el dirigente en una comunicación telefónica con Radio DON de esta localidad.





Estudiantil derrotó a Newbery por la quinta fecha del Clausura de la Liga Pampeana de Fútbol, en un partido que tuvo un polémico arbitraje del santarroseño Cristian Meritello, que sancionó dos penales dudosos para los castenses.

«Meritello nos dirigió los dos partidos contra Estudiantil y nos expulsó cinco jugadores, y los jugadores se quejan del trato que tuvo hacia ellos», dijo Sánchez. «El arbitraje fue muy polémico porque en los videos hay decisiones que no entendemos, e incluso jugadas de faltas o manos favorables para nosotros y que terminaron en penales para Estudiantil», se quejó.

En ese sentido, anticipó que la entidad iba a realizar una presentación en la Liga, acompañada por registros fílmicos, con una nota exponiendo «la situación vivida durante el partido y fuera del campo de juego».

«En el primer tiempo hubo una jugada donde le pegan un codazo a un jugador nuestro y era penal que no cobró, y después en el segundo tiempo fue muy llamativo y bajo el desempeño arbitral», se lamentó el entrevistado.

SACADOS

El dirigente de Rancul relató los incidentes que se desencadenaron sobre la calle España, cuando finalizó el partido. «Cuando nos retirábamos, una simpatizante de Estudiantil comenzó a insultar a nuestra delegada y provocó un tumulto entre más de 50 personas o más, donde intervinieron jugadores de los dos equipos», narró Sánchez.

«La chica (castense) se introdujo en una casa vecina, desde donde continuó gritando que somos unos negros de mierda (sic)… Realmente nos volvimos muy mal, porque entendemos el folclore del fútbol, pero cuando el trato es despectivo y xenófobo genera malestar, y realmente nunca tuvimos una situación así con los hinchas rivales», expresó.

El dirigente norteño admitió que en un momento determinado la situación se puso tan tensa que «tuvo que intervenir la Policía». Y reveló: «Creo que (la Policía) actuó bien, pero en un momento nos apuntaron con un arma, quizás porque no se calmaban los ánimos. Agradezco no haber viajado con mis hijas», reveló.

«Entre la impotencia que generó el desarrollo del partido y el desempeño arbitral, después encima tuvimos que vivir estas situaciones. No tiene sentido, porque vamos a la cancha para otra cosa. Pero esto pasó un límite; no se puede llamar tanto a la violencia porque las cosas pueden terminar muy mal, porque había mucha euforia y mucha gente muy sacada», advirtió Sánchez.

INCITACIÓN A LA VIOLENCIA

La dirigencia de Jorge Newbery emitió un comunicado expresando el «total repudio» a los incidentes ocurridos en cancha de Estudiantil.

«Nuestra institución quiere expresar su total repudio a los hechos ocurridos tras el polémico partido contra Estudiantil de Castex», comienza el texto. «No solo nos sentimos perjudicados dentro de la cancha, sino también agraviados una vez culminado este encuentro en las inmediaciones del estadio», denunciaron los norteños.

«Algunos simpatizantes de la parcialidad local incitaron a la violencia con dichos xenófobos e insultos», revelaron, a modo de queja.

Comentarios

Comentarios