Menu
Radio en vivo

| Eduardo Castex, La Pampa.

Cinco años de prisión para el militar que incendió la vivienda de su ex pareja en Santa Rosa

La jueza de audiencia de juicio de Santa Rosa, Alejandra F. Ongaro,  condenó hoy a un hombre de 26 años como autor material y penalmente responsable del delito de incendio con peligro de muerte para personas -en el marco de la Ley  nº 26.485 de protección integral para prevenir, sancionar y erradicar la violencia contra las mujeres en los ámbitos en que se desarrollen sus relaciones interpersonales-, a la pena de cinco años de prisión.

El juicio oral se desarrolló durante los días 6, 7 y 8 del corriente mes y año, con la actuación unipersonal de la jueza Ongaro, el fiscal Walter Martos, el defensor particular Gastón Gómez y en representación de la querellante particular, la abogada Paula Arrigone.

El hecho debatido  ocurrió el 9 de diciembre del año próximo pasado,  cuando el imputado se dirigió a la vivienda donde residía su ex suegra en la parte de adelante del terreno y su ex  pareja y sus tres hijos en común en una casa,  en la parte de atrás del mismo terreno. Una vez allí llamó a la puerta de la casa de adelante,  fue atendido por el ventiluz  por uno de sus hijos menores de edad, con quien mantuvo un diálogo. Posteriormente el imputado ingresó el brazo por ese mismo lugar y arrojó un líquido a un sillón que se encontraba a escasos centímetros del ventiluz, para posteriormente incorporar el fuego, una llama libre, que generó un incendio generalizado. El fuego destruyó la totalidad de los muebles que conformaban el living, cocina y comedor, extendiéndose hacia el techo de chapa recubierto con lana de vidrio, quedando el inmueble totalmente inhabitable, con riesgo de derrumbe. A todo ello se suma el peligro de muerte de los ocupantes de esa morada, el niño y su abuela materna quien se hallaba durmiendo en el dormitorio, en tanto la ex pareja  lo hacía junto con sus dos hijas pequeñas en el  inmueble ubicado en la parte posterior del terreno.

En los alegatos finales el fiscal expresó que " quedó probado que el imputado tuvo las posibilidades espaciales y temporales para provocar el incendio, aunque la defensa infructuosamente intentó acreditar lo contrario, es decir que el incendio se provocó cuando el acusado se encontraba realizando  otros trámites." La querella adhirió al análisis y a la totalidad de los alegatos del fiscal.

Por su parte la defensa alegó que su pupilo no tiene nada que ver con el hecho delictuoso del que se lo acusa, y que al momento del hecho estaba en otro lugar.

La jueza "conforme una valoración que realizo de la prueba producida bajo las reglas de la sana crítica, tengo por acreditado que efectivamente este suceso ocurrió en las circunstancias de tiempo,  lugar y modo, que refirieran los acusadores".

Ongaro afirmó que el imputado "provocó un incendio al encender el fuego  que originó un peligro concreto, real y efectivamente corrido para la totalidad de los bienes que se encontraban en el inmueble y para el inmueble mismo, habiendo el encartado intervenido causalmente en la producción de la combustión originaria" y más adelante afirmó que "esta conducta (...) se vio agravada en este caso por la amenaza efectiva de muerte para las personas que se encontraban en esa morada."

Para la magistrada, "este hecho, lejos de ser un episodio aislado y único, se enmarca en un largo proceso de maltratos, amenazas y  acoso, de los que resultó víctima la damnificada, aún después de la desvinculación con el imputado, todo lo cual permite describir una situación de violencia de género".

La jueza Ongaro entendió razonable la aplicación del monto punitivo solicitado por el fiscal "conforme el vínculo biológico y parental que une al imputado con las personas cuyas vidas puso en peligro su accionar doloso - sus propios hijos menores de edad, entre quienes pudo ver y constatar con certeza la presencia de al menos uno de ellos. A esta certeza se agrega un conocimiento previo de parte del imputado, en cuanto a que muy probablemente en ese mismo momento y en ese mismo lugar, se encontraban además la dueña de esa propiedad, sus otras dos hijas pequeñas e incluso su ex pareja  madre de aquellos niños". 

Asimismo, Ongaro  valoró como circunstancia agravante "la extensión del daño provocado. Además de los importantes perjuicios patrimoniales ocasionados - los muebles destruidos, y el inmueble totalmente inhabitable con riesgo de derrumbe- , se suman  las secuelas  post traumáticas que han visibilizado en el niño."

Por último, la jueza  hizo lugar al requerimiento del Ministerio Público Fiscal y de la querella en cuanto a mantener hasta la firmeza del presente fallo, la prisión preventiva dictada oportunamente para el imputado.

Leer más ...

General Pico: Condenado por pegarle a su ex pareja delante del hijo

La jueza de control de General Pico, María Jimena Cardoso,  condenó hoy a un hombre de 29 años como autor material y penalmente responsable del delito de lesiones leves agravadas por haber sido cometidas contra la persona con la que mantiene o mantenía una relación de pareja; a la pena de seis meses de prisión de ejecución condicional. 

Además le impuso al imputado  las siguientes reglas de conducta que deberá cumplir por el término de dos años: fijar domicilio y no ausentarse del mismo o modificarlo sin dar aviso previamente al juez de ejecución penal y al fiscal; el cese de todo acto de perturbación o intimidación directa o indirecta hacia la damnificada –madre de un hijo en común- y realizar un tratamiento psicológico, previo informe que acredite su necesidad y eficacia por parte de un profesional idóneo en la materia.

La jueza agregó en la sentencia que "en cuanto a la prohibición de acercamiento respecto de la víctima, su imposición  no resulta materialmente posible dado que víctima y victimario se encuentran conviviendo nuevamente, según lo expresado en audiencia por la mujer, siendo su voluntad continuar su relación con el imputado".

No obstante, la magistrada ordenó que, en caso de  incumplir las medidas fijadas se le revocará la condicionalidad de la condena, debiendo el condenado cumplirla bajo la modalidad de prisión efectiva.

El fallo de Cardoso fue dictado a consecuencia de un acuerdo de juicio abreviado solicitado por el fiscal Luciano Rebecchi,  el defensor oficial Walter Vaccaro y el propio imputado quien admitió su culpabilidad.

Las pruebas aportadas en el legajo permiten  tener por acreditado que el 9 de abril del corriente año, el imputado- previo discutir con la damnificada  y frente al hijo que tienen en común- le propinó un empujón a su pareja provocando su caída al suelo, luego al ponerse de pie la mujer, el imputado le dio un golpe de puño en el ojo derecho provocándole un corte.

Leer más ...

Violencia de Género en La Pampa: Implementarán nuevos dispositivos electrónicos de vigilancia

Funcionarios de los ministerios de Seguridad, Gobierno y Justicia y del Poder Judicial de La Pampa, se reunieron para definir la implementación de dispositivos de vigilancia electrónicas (tobilleras), para condenados con el beneficio de prisión domiciliaria, y equipos duales utilizados en casos de violencia de género. La parte operativa estará a cargo del Centro de Control, Operación y Monitoreo Policial (CECOM), y desde allí se controlarán los equipos obtenidos. Las tobilleras brindarán una solución con los condenados que reciban el arresto domiciliario, para descomprimir comisarías y la Alcaidía de La Pampa, indicó el ministro de Gobierno y Justicia de La Pampa, Daniel Bensusán.

Para los casos de violencia de género se aplicarán los equipos duales. “Hasta hoy se está utilizando el botón antipánico; cuando la víctima dispara la alarma, es porque la persona con prohibición de acercamiento ya está muy cerca. Este dispositivo cuenta con la particularidad de que tanto víctima como victimario tienen el dispositivo instalado, por lo que saltan diferentes alarmas mientras se van acortando las distancias de las personas con prohibición de acercamiento. Es alertado desde el CECOM, para que la Policía tome las medidas de seguridad necesarias en protección de la víctima", explicó.

TRABAJO CONJUNTO

El ministro Bensusán resaltó la importancia del trabajo en conjunto con las diferentes áreas de los Poderes Ejecutivo y Judicial. “Sirve para dar respuesta a los fiscales, para tomar medidas preventivas en los casos de género. En el caso de arresto domiciliarios, hoy existen, pero requieren de una guardia policial, y es grande la cantidad de efectivos que se disponen para estos casos; con esta implementación se liberan policías para los trabajos de calle que son tan necesarios", concluyó.

“UN GRAN AVANCE”

El ministro del STJ, Hugo Díaz, destacó la importancia de la implementación de tecnología en materia de seguridad. “Es un gran avance porque teníamos graves dificultades por los alojamientos de detenidos y esto va a permitir ampliar el espectro. Por otro lado, es un gran aporte a la reinserción social, en cuanto a prisiones domiciliarias”, consideró. “El otro dispositivo, en protección de la mujer, también nos resulta de gran ayuda en los casos de violencia de género. Se ha trabajado mucho en los protocolos para formalizar el inicio de esta etapa; el Ministerio Público Fiscal ha puesto todo a disposición, junto al Poder Judicial, para que  salga bien, junto a los Ministerios del Poder Ejecutivo", concluyó.    

“REINSERCIÓN SOCIAL”

El procurador Mario Bongianino consideró que la aplicación de esta nueva tecnología ayudará e incrementará los objetivos de la Ley 24660, para la resocialización de las personas que han sido condenadas después de un juicio oral y público. “Por el lado de la violencia de género, el dispositivo le quita a la víctima la presión del botón antipático, puesto que ahora sí ponemos en cabeza del violento, el agresor, el dispositivo, y por lo tanto liberamos a la víctima del autocuidado que podía resultar dificultoso en la aplicación", concluyó.

Leer más ...
Suscribirse a este canal RSS
asdasdasdasdasd