Menu
Radio en vivo

| Eduardo Castex, La Pampa.

Condenado a ocho años de prisión por un robo violento en Santa Rosa

Fabián Andrés Echeverría, un pintor de 25 años, fue condenado hoy a tres años de prisión efectiva por ser autor del delito de robo calificado por haber sido cometido en lugar poblado y en banda, y además se le unificó esa pena con otra anterior, en una pena única de ocho años de prisión.

La jueza de control de Santa Rosa, María Florencia Maza, a través de la salida alternativa del juicio abreviado, dio por probado que el 27 de mayo de 2017, a la noche, el imputado –junto a  Maximiliano Echeverría y Marcos Damián Fernández– le sustrajo a un hombre 250 pesos, las llaves de un Peugeot 206 y un celular en el pasillo de una vivienda de la calle Jujuy. Ello ocurrió luego de agredirlo “mediante golpes de puños y patadas”, detalla el fallo.

El abreviado fue convenido entre la fiscala Leticia Pordomingo, el defensor oficial Juan José Hermúa y el propio imputado, quien es apodado “Cachete”, tiene antecedentes penales y permanece detenido. El damnificado, al ser informado sobre los alcances del acuerdo, también dio su conformidad y dijo que no le interesaba ser informado sobre eventuales planteos defensivos que pueda presentar Echevarría antes de salir en libertad.

Maza evaluó, en otras pruebas, la declaración de la víctima, los testigos de otras dos personas, el acta de secuestro de prendas del acusado y Fernández, fotografías, informes del Servicio de Sanidad Policial, del médico forense, de la División Criminalística de la Policía (Sección Química Forense) y del Laboratorio de Genética Forense.

Los hechos se acreditaron “no solo por los dichos del propio damnificado, sino por las manifestaciones de sus hijos, quienes como aquél, reconocieron a las personas que los agredieron –dijo la magistrada–. Además coincidieron las prendas que le fueran secuestradas a Echeverría, al momento de su demora, con las descriptas por esas personas como las que vestía uno de los agresores,  las cuales incluso tenían manchas de sangre (…) Por otra parte, las lesiones constatadas en el cuerpo de la víctima se condijeron en un todo con lo relatado por él, en cuanto al modo de producción de las mismas, como consecuencia de la agresión sufrida”.

Con relación a Maximiliano Echeverría (23, albañil) y Marcos Fernández-(19, lavacoches), ambos ya habían sido condenados el 30 de noviembre, en un juicio abreviado, a tres años en suspenso también por robo agravado por haber sido cometido en poblado y en banda. Al segundo le agregó otro delito, robo agravado por el uso de arma en grado de tentativa, por un segundo hecho (intentó sustraerle a un joven una campera, tras ponerle un cuchillo en el cuello).

Con respecto al antecedente de Echeverría, el 15 de agosto del año pasado, otro juez de control, Carlos Matías Chapalcaz, y en otro abreviado, había recibido seis años de prisión por robo calificado por haber causado lesiones de carácter graves por la violencia ejercida. ¿Cuál fue ese hecho? El 20 de abril de 2018, a la madrugada, junto a Fernández, ingresó sin fuerza a un taller de radiadores y “agredió ferozmente” a un hombre que estaba durmiendo. La víctima fue golpeada “en la cara con una plancha y recibió cortes y puntazos con elemento punzante en varias partes” para sustraerle un celular y una billetera con documentación, entre otros objetos.

Leer más ...

Jubilado pampeano condenado a prisión en suspenso por disparar contra una mujer

Un jubilado de 74 años, Julio Lorenzo Fortunski, fue condenado hoy en un juicio abreviado a un año de prisión en suspenso, por resultar autor material y penalmente responsable del delito de abuso de armas, en perjuicio de una mujer.

La jueza de control santarroseña, María Florencia Maza, al dar por probado el hecho, dijo que el 30 de 2018, a la noche, cuando la víctima regresó de un kiosco, el imputado le manifestó que le faltaba dinero y que ella se lo había robado; por lo que le disparó con un arma “en dirección a los pies”, puede leerse en el fallo. Luego ambos forcejearon y “Fortunski continuó con los disparos”, hasta que la mujer logró salir de la vivienda cuando arribó la policía.

El abreviado fue convenido entre el fiscal Cristian Casais, la defensora oficial Paula Arrigone y el acusado, quien admitió su responsabilidad penal. La damnificada, pese a estar debidamente notificada, no concurrió a la audiencia donde se le iba a informar sobre los alcances del acuerdo.

Maza valoró, entre otras pruebas, el testimonio de la víctima, informes de la División Criminalística de la Policía provincial, de la Seccional Balística Legal y de la Agencia de Investigación Científica, dependiente del Ministerio Público. “Fortunski efectuó varios disparos en dirección a la víctima (hacia sus pies), no logrando impactarla ni causarle lesión alguna, acreditándose esa circunstancia no sólo por las manifestaciones de la denunciante”; sino por el informe policial del que se desprende que “las dos armas con las que habría efectuado los disparos fueron encontradas en el exterior de la vivienda, hallándose tres vainas servidas calibre 22 largo y una esquirla de plomo correspondiente a un proyectil disparado con arma de fuego; así como los casquillos y las marcas de disparos sobre las paredes de una habitación”, señaló la magistrada. Y acotó que ello coincidió “con el lugar de la vivienda donde se encontraron esas evidencias y como con el recorrido del proyectil descripto y mencionado en el informe”, siendo coincidente con el relato efectuado por la damnificada.

Las partes convinieron, además, que el imputado debe cumplir con las siguientes pautas de conducta durante dos años: fijar domicilio, del que no podrá ausentarse sin autorización judicial; someterse al cuidado de la Unidad de Abordaje, Supervisión y Orientación de personas en conflicto con la ley penal, debiendo comparecer del 1 al 5 del mes de manera bimestral; y abstenerse de realizar actos de perturbación y/u hostigamiento respecto de la víctima.

Leer más ...

Insólito: Santarroseño recibió dos condenas judiciales en el mismo día

Los jueces de control de Santa Rosa, Carlos Matías Chapalcaz y María Florencia Maza, condenaron hoy con dos penas de prisión de cumplimiento efectivo a Leandro Miguel Martino, por ser autor del delito de hurto simple. En una causa fue sancionado con un mes y 15 días y en la otra con dos meses y la declaración de reincidente.

En ambos casos los procesos penales se resolvieron por la vía alternativa de sendos juicios abreviados. Uno fue convenido entre la fiscala Leticia Andrea Pordomingo y la defensora oficial Silvina Blanco Gómez, y el otro entre el fiscal Facundo Bon Dergham y la defensora oficial Paula Arrigone, ambos con la anuencia del imputado, un albañil de 32 años que admitió la autoría de los hechos. La víctima no pudo ser localizada para ser informada acerca de la realización de la audiencia de visu para ser informada del acuerdo y saber su opinión.

Chapalcaz dio por probado que Martino sustrajo de un bolso que estaba en el interior de un auto Renault –se encontraba estacionado frente al salón de usos múltiples del Plan 5000, en Santa Rosa–, “dos desodorantes, una pasta dental, un esmalte de uñas, un quitaesmalte, una maquinita de afeitar, un bolsa con algodón, un alcohol en gel, un aceite para cabello, una caja de hilo dental, un esmalte, un pintalabios, un espejo, una billetera –contenía una tarjeta de asignación universal por hijo– y una máscara de pestaña”. El hurto se produjo el 26 de junio del año pasado poco antes de la medianoche.

El juez tuvo en consideración, entre otras pruebas, un acta de reconocimiento, un informe del Centro de Control, Operación y Monitoreo de la Policía –con audio y video– y capturas de la red social Facebook. Al dar por acreditado el delito, Chapalcaz expresó que “arribo a dicha conclusión, considerando que se incorporó como prueba de cargo lo declarado por el denunciante, el acta de constatación ocular y el croquis demostrativo del lugar del hecho, el parte policial de novedades, el acta de secuestro, el posterior reconocimiento, el registro fílmico y las capturas de red social Facebook, que corroboraron la vinculación del imputado con el hecho”.

En el otro expediente, Maza dio por demostrado que hace menos de tres semanas, entre la noche del domingo 10 y la madrugada del lunes 11, Martino “se apoderó ilegítimamente, sin ejercer fuerza en las cosas ni violencia en las personas, de una máquina de cortar pasto de una vivienda de la calle Goyeneche”, situada también en el Plan 5000.

El damnificado, al ser notificado sobre los alcances del abreviado, dio su consentimiento, aunque consideró breve el período de detención pactado entre las partes. Además dijo que no tenía interés en que se le informe cuando el acusado quedará libre.

“El hecho quedó acreditado no solo por las manifestaciones del denunciante, quien expresamente refirió que sospechaba de Martino por haberle sustraído anteriormente otros elementos, sino porque –avalando dicha sospecha– fue encontrada en su domicilio la máquina de cortar césped”, detalló la jueza en el fallo.

Leer más ...
Suscribirse a este canal RSS

asdasdasdasdasd