jueves 20, junio, 2024, Eduardo Castex, La Pampa

Detuvieron a Pablo Parra y lo acusarán por el femicidio de Agustina Fernández en Cipoletti

Efectivos policiales de Río Negro detuvieron este jueves a la madrugada a Pablo Parra, el dueño del departamento donde atacaron a la joven pampeana María Agustina Fernández. 





Según confirmó el fiscal Martín Pezzetta reunió con muchísimo sigilo las pruebas que lo comprometen y lo acorraló después de seis meses de investigación. La formulación de cargos se realizará en las próximas horas y si la imputación avanza será juzgado en un juicio por jurados.

El diario Río Negro accedió a uno de los datos clave para el giro radical que tomó la causael ADN de Pablo Parra. “Hallaron rastros en un retazo de una prenda de vestir que flameaba en el alambrado del patio de su vivienda. Esa pista fue determinante para que el fiscal ponga decididamente los ojos en él, pero no fue el único», de acuerdo con el medio antes citado.

ASESINATO

“Pruebas científicas ubican al sospechoso en el lugar de los hechos”, fue la escueta respuesta de fuentes allegadas a la investigación. Intervenciones telefónicas, análisis forenses en algunos celulares y cuentas de redes sociales y numerosos ADN formaron parte del paciente camino recorrido no solo por el fiscal sino también por la comisión policial exclusiva.

El mismo día que renunció el exministro de Economía Martín Guzmán y que en el país se producía una disparada del dólar, Agustina Fernández se quedó en el departamento de Pablo Parra, en un complejo de la calle Confluencia al 1300 de Cipolletti.

Ella vivía en ese mismo predio pero según se supo después había entablado amistad con Parra, un trabajador petrolero de 24 años. Él le prestaba el lavarropas y le ofrecía compañía y contención. La víctima, de 19, había llegado en marzo de La Pampa para estudiar medicina en la Universidad del Comahue.

Comentarios

Comentarios