lunes 20, mayo, 2024, Eduardo Castex, La Pampa

Merlo: Niño con Síndrome de Down fue asesinado en una presunta venganza contra su hermano

Un niño de 8 años con Síndrome de Down fue asesinado de un disparo en la cabeza en su casa ubicada en el partido bonaerense de Merlo, cuando al menos tres hombres, que fueron detenidos por el hecho, buscaban al hermano de la víctima porque presuntamente mantenía una relación con la mujer de uno de los imputados.





El hecho se registró cerca de las 14 de ayer en un domicilio ubicado en el oeste del conurbano bonaerense, cuando al menos tres hombres irrumpieron en la mencionada vivienda buscando a un joven de 25 años llamado Nicolás que supuestamente mantenía una relación con la esposa de uno de ellos.

Los investigadores aseguraron que el niño fallecido fue identificado como Luciano Santino Ruiz, de 8 años y con Síndrome de Down, mientras que uno de sus hermanos, llamado Isaías Yair Ruiz, de 19 años, sufrió una herida cortante en el glúteo izquierdo.

Rita, la madre de los hermanos atacados contó a Telefé que todo comenzó cuando ella estaba durmiendo la siesta con su hijo «Chano» y descubrió que un grupo de atacantes agredía a otro de sus hijos.

«Lo venían corriendo a Yair con una lanza, parecía que estaban en un penal», comenzó diciendo.

«Mi hijo se escondió atrás mío, pero ya habían tirado balazos acá atrás, y yo no me di cuenta de que le dieron a Luciano en la cabeza y en la espalda», contó la mujer, quien dio a entender que conocía al menos al autor del crimen de su hijo, a quien identificó como Maxi.

«A los tiros vinieron, me patearon la puerta, con un arpón y uno tenía un pistolón, vinieron a atacarnos, no me di cuenta que Chanito estaba herido cuando lo levanté ya estaba sangrando», agregó la mujer entre visibles muestras de dolor.

Finalmente, los tres hombres huyeron a bordo de un auto Fiat Siena negro, mientras que vecinos de la zona subieron a Luciano en un patrullero, que lo trasladó hacia la clínica Figueroa Paredes, donde arribó sin vida.

Según los voceros, el niño de 8 años presentaba una herida de arma de fuego en uno de sus parietales y otra por debajo del omóplato izquierdo.

Personal de la Delegación Departamental de Investigaciones (DDI) de Morón y del Comando Policial de Ituzaingó lograron interceptar al vehículo que supuestamente transportó a los atacantes y procedieron a detener a tres sospechosos.

Todos fueron imputados por el fiscal Matías Rappazzo, a cargo de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 7 de Morón por el delito de «homicidio agravado por el concurso premeditado de dos o más personas», que prevé la pena de prisión perpetua.

Comentarios

Comentarios